«

»

Nov 03

La Matriz Divina – Un Pequeño Cambio Se Refleja en Todas Las Partes de Nuestro Mundo

Clave Número 15

A través del holograma de la consciencia, un pequeño cambio en nuestras vidas se refleja en todas las partes de nuestro mundo

ADN De La Conciencia La Matriz DivinaDesde el ADN, la consciencia, el cerebro, hasta la estructura atómica, funcionan con el mismo esquema holográfico, pareciera que somos un holograma de una existencia superior, que aún desconocemos.

Hace algunos años el neurocientífico Karl Pribran, descubrió que el funcionamiento del cerebro era más global de lo que se esperaba. Mientras intervenía el cerebro de un hombre, el cual, se encontraba consciente,

pudo constatar que estimulando ciertas partes de éste, obtenía la respuesta que esperaba, sin embargo, otras partes del cerebro parecían conocer el funcionamiento de otras áreas del mismo.

En los años setenta Pribran comenzó a pensar que el cerebro y la memoria podrían funcionar como un holograma, para comprobarlo se basó en las pruebas realizadas en los años cuarenta por el científico Dennis Garbor.

Pribran pensaba que si el cerebro funcionaba como un holograma, distribuyendo la información por los circuitos blandos, debería procesar la información igual como lo hacían las ecuaciones de Fourier.

Pribran pudo poner a prueba las pautas de los circuitos del cerebro, a través de las ondas eléctricas, usando las transformadas de Fourier. Su teoría estaba en lo cierto, pudo comprobar que el cerebro procesa la información como un holograma.

Tanto Pribran y David Bohn, usaron modelos holográficos para comprender la vida, Born, físico cuántico y Priban neurocientífico, también estudiaban el cerebro como un procesador holográfico. Al combinar las dos teorías estalla un nuevo paradigma que revoluciona la comunidad científica.

La teoría manifiesta que somos parte de un sistema mucho más amplio de realidades dentro de realidades. Nuestro mundo podría considerarse una proyección de acontecimientos que suceden en una realidad subyacente y más profunda.

Por esto Pibran nos dice: Nuestro funcionamiento mental nos permite tener experiencias que trascienden el tiempo y el espacio, dentro del contexto holográfico,

todo es posible, la clave para llegar a experimentarlas reside en modificar la visión que tenemos de nosotros mismos.

Esta visión no puede ser parcial, es total o no lo es, por lo tanto, lo único que limita ese poder son las creencias.

Los muros invisibles de nuestras creencias pueden convertirse en nuestra mayor prisión.

Así mismo, pueden convertirse en nuestra fuente de libertad y tu, eres el único que puede decidirlo.

En la clave número 16 veremos que:

La cantidad mínima de gente para iniciar un cambio de consciencia es la raíz cuadrada del 1% de la población total.

Paola Soto.

Un abrazo y hasta pronto.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>